Jeffrey Totaro

EXPLORA AQUÍ LOS PROYECTOS CON SUS FOTOGRAFÍAS

Principios básicos de acústica: los arquitectos no deberían dejar todo a los especialistas

Más de la mitad de la población mundial vive en ciudades. Los restaurantes, las tiendas, los hoteles o las oficinas ruidosas son suficientes para ahuyentar a las  personas. Al planear una reunión o incluso salir de noche con amigos y amigas, somos conscientes de escoger un lugar donde podamos concentrarnos y oírnos entre sí, porque cuanto más ruidoso sea nuestro mundo, más difícil será concentrarnos en lo que realmente queremos oír.

Desde el comienzo de los tiempos, nuestros oídos nos ayudaron advertir peligros cercanos. Hoy en día su función sigue siendo la misma, pero los peligros actuales son diferentes de lo que eran en el pasado. Los sonidos no deseados pueden tener efectos graves para la salud, tales como: pérdida auditiva, presión alta, dolores de cabeza, cambios hormonales, enfermedades psicosomáticas, trastornos del sueño, reducción del rendimiento físico y mental, reacciones de estrés, agresividad, sentimientos constantes de displacer y reducción general de nuestro estado de bienestar.

Teniendo en cuenta esta lista de efectos colaterales, sería ridículo dejar el confort acústico de nuestros espacios sólo para los especialistas. Cuando los arquitectos tienen la conciencia del confort acústico, el resultado final puede ser extraordinario.

Centro de capacitación, recreación y educación de Newark / ikon.5 architects

© Jeffrey Totaro© Jeffrey Totaro© Jeffrey Totaro© Jeffrey Totaro+ 16

  • Arquitectos: ikon.5 architects
  • Área Área del proyecto de arquitectura Área:  24 ft²
  • Año Año del Proyecto de arquitectura Año:  2016
  • Proveedores Marcas y productos usados en este proyecto de arquitectura
    Proveedores: Alfalux, Armstrong Ceilings, Daltile, Galaxy Glass & Stone, H & C, +5

Cómo el mayor fabricante de materiales de construcción utilizó sus propios productos para crear su sede central

El nuevo campus de la sede corporativa de Saint-Gobain en Malvern, Pensilvania, el hogar norteamericano de la empresa de materiales de construcción más grande del mundo, no es un campus corporativo típico. Cuando la empresa se acercaba a su 350 aniversario, se propusieron construir una sede central que fuera un mostrario dinámico para sus productos.

La compañía formó un equipo de diseñadores de dos empresas, Bernardon y Jacobs para transformar un sitio abandonado en los suburbios de Filadelfia que constaba de dos edificios de oficinas, en una sede de clase mundial.

© Jeffrey Totaro© Jeffrey Totaro© Jeffrey Totaro© Jeffrey Totaro+ 12

Biblioteca Universitaria Medgar Evers / ikon.5 architects

© Jeffrey Totaro© Jeffrey Totaro© Jeffrey Totaro© Jeffrey Totaro+ 16

  • Arquitectos: ikon.5 architects
  • Área Área del proyecto de arquitectura Área:  4180
  • Año Año del Proyecto de arquitectura Año:  2016