Agrandar imagen | Ver tamaño original
Se trata de la primera residencia de estudiantes de la compañía Hubr en España. En contraste con el clásico edificio de los años 50 y el educado barrio madrileño de Salamanca en el que se inserta, la propuesta de ocupación como residencia de estudiantes trata de generar una atmósfera contemporánea con idea de conectar con los estudiantes que en ella residan. Pavimentos continuos, paredes y señalética de color junto con las instalaciones vistas en los espacios públicos ayudan a conformarla; las habitaciones, sin embargo, cuentan con materiales algo más conservadores como la tarima de madera, revestimiento cerámico o falsos techos de cartón yeso. La fachada protegida por Patrimonio ha de respetar su imagen original reforzando así su contraste con la nueva actuación. La intervención en el patio existente permite hacer llegar la luz y dotar de cierta variación a las sucesivas plantas a través de su propia geometría y de los diferentes revestimientos aplicados. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir