Agrandar imagen | Ver tamaño original
El proyecto parte de la reconstrucción de una pequeña porción de barrio. Un trozo de ciudad oculto para todos y existente solo para unos pocos vecinos. Se puede explicar desde la búsqueda una buena ventilación cruzada, iluminación natural uniforme y desde la pelea por el último centímetro habitable, pero también podemos hablar de la ciudad. El cliente, escritor inglés trotamundos, encargó lo que en Londres se viene a llamar una “Backland House” pero a la andaluza. Se trata de intervenciones movidas por la necesidad de encontrar suelo urbano a un precio asequible planteando viviendas capaces de rehabilitar las traseras olvidadas, densificando la trama urbana, transformando esos espacios ocultos y en este caso el corral de una antigua casa de vecinos del barrio de San Miguel de Jerez de la Frontera. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir