Agrandar imagen | Ver tamaño original
La Universidad Francisco de Vitoria se encuentra en las inmediaciones del Monte de El Pardo, en un entorno poblado con diferentes especies de árboles entre las que destacan encinas y pinos, y parecía oportuno mantener los ejemplares mayores y establecer cierta integración entre la universidad y el espacio natural. Las superficies de asfalto destinadas al aparcamiento de vehículos suelen suponer una tabula rasa que, con los mínimos medios, eliminan de forma permanente cualquier rastro de las condiciones previas. En esta ocasión la distribución de las plazas de aparcamiento se optimiza para mantener los árboles existentes y se aprovechan los espacios ocupados por ellos, en los que no puede haber ni plaza ni vial, para trazar una red de caminos peatonales desde el aparcamiento hacia la universidad. Estos caminos varían su dimensión en función del flujo de transeúntes estimado, configurando una nueva estructura arbórea. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir