Agrandar imagen | Ver tamaño original
"El uso obsesivo de la proyección isométrica y la perspectiva condujo a la idea de que el espacio en sí mismo podría ser deformado y distorsionado para ganar en dinamismo y complejidad sin perder su coherencia y continuidad. A pesar de su carácter abstracto, este trabajo siempre se dirige a la realidad arquitectónica y a la vida real." Zaha Hadid hoy cumple 65 años, y desde que ganó el premio Pritzker en 2004, siendo la primera mujer en obtenerlo, su carrera ha seguido una fama exponencial, con muchas e importantísimas obras construidas y por construir alrededor de todo el mundo, intentando siempre llegar más allá de los límites, con una arquitectura de formas continuas e irrepetibles, contraponiendo espacios, pero siempre en sincronía con el entorno donde se encuentran. Antes de ganar el Pritzker, esta prominente arquitecta angloiraquí era conocida por sus extraordinarios dibujos y pinturas de proyectos sin construir, particularmente su proyecto ganador "The Peak" en 1982 y la Opera House en Cardiff Bay de 1994. Las formas que proyectaba Zaha eran tan revolucionarias, que algunos cuestionaron incluso si es que fuese posible construirlas. Incluso, antes de 1994, el único proyecto construido era el complejo deconstructivista Vitra Fire Station. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir