Agrandar imagen | Ver tamaño original
Un edificio público es una construcción que tienen como fin acoger distintas actividades y reunir a la comunidad en torno a la cultura, educación, trabajo (oficinas) y religión, entre otras. Tienen el desafío de ser capaces de acercarse a la comunidad, armonizar con su entorno (principalmente por su escala), poseer una buena conectividad urbana, y ser sustentables tanto medioambientalmente, como socialmente - en Chile los edificios públicos además deben ser sismoresistentes-. Pero más allá de las "reglas" y condiciones que deben cumplir estos edificios, también hay que pensar en aquellos aspectos que vuelven única una construcción. Uno de esos aspectos es el Clima y el Paisaje, en Chile a lo largo de sus más de 4000 kilómetros encontramos desde el desierto más árido hasta los bosques húmedos del sur y hielos glaciales, así mismo, la arquitectura es reflejo de éstos cambios, donde los edificios no sólo se adaptan a sus diversos usos (teatros, museos, oficinas, municipipalidades, mercados, etc), sino que también están arraigados en una profunda característica del territorio donde se sitúan. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir