Agrandar imagen | Ver tamaño original
Para este proyecto, se nos encargó la construcción de un segundo hogar para una pareja y su hijo pequeño. El cliente solicitó un espacio simple que le permitiera dar un paso atrás en las exigencias diarias de su apretada agenda y ayudar a rejuvenecer su cuerpo y mente.  El sitio está ubicado en Nasu Highlands, un destino vacacional muy conocido en Japón, que se encuentra a una altitud de 1.000 m. En las inmediaciones se encuentran arboledas densas de árboles de hoja caduca, por lo que la zona es un refugio popular durante los meses sofocantes de verano. En el invierno, sin embargo, las temperaturas caen por debajo del punto de congelación, y las nevadas llegan hasta 80 cm.  La altura del terreno varía entre un total de 8 metros, de este a oeste. Haciendo uso de esta pendiente, decidimos diseñar una residencia que creara un sentido de continuidad con el bosque alrededor de ella. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir