Agrandar imagen | Ver tamaño original
Un spa y una piscina en el techo fueron designados para habitar el último nivel de un departamento de 20 pisos en San Pedro Sula, Honduras. Los propietarios tenían en mente un pequeño jacuzzi, como una piscina, rodeada de terrazas. Los arquitectos propusieron aumentar la percepción de agua, sustituyendo las terrazas por piscinas de poca profundidad alrededor de la piscina pequeña. Sobre ellas se instalaron plataformas de madera y reposeras flotantes. Todos los materiales y las texturas se hicieron en forma horizontal, para enfatizar la horizontalidad y la paz del horizonte y las vistas sobre la ciudad. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir