Agrandar imagen | Ver tamaño original
Casa Estudio en dos niveles para una artista plástica tiene un programa de igual metros cuadrados en planta baja y planta alta. La cliente deseaba una terraza en planta alta; de esta manera la postura fue generar dos prismas desfasados, convirtiéndose la escalera en el pivote que desarticula y articula estos cuerpos. La casa se encuentra en un terreno con una poligonal bastante peculiar e irregular; su emplazamiento responde al paño más pequeño de todos los muros del terreno buscando la mejor orientación para el estudio norte y el desayunador oriente, así la casa misma forma una cortina que protege la terraza del fuerte sol de las tardes. La cromática de la casa juega un papel significativo en el proyecto, ocres y rojos definen los exteriores a partir del piso de loseta de barro, la piel de la casa en tezontle y la tierra roja del patio. En contrapunto, los interiores en maderas cálidas y blancos, compensan la fuerza del rojo del exterior, integrándose con los rosados de las bugambilias y morados de las jacarandas. Ver más Ver descripción completa
Compartir Compartir